Guía actualizada de la ONU sobre educación sexual amplía el contenido sobre aborto

jueves, 18 de enero de 2018

Una edición modificada de la publicación de las Naciones Unidas titulada International Technical Guidance on Sexuality Education (Guía técnica internacional sobre educación sexual), publicada la semana pasada, contiene nuevas recomendaciones significativas sobre aborto, así como nuevas evidencias que muestran que la educación sexual integral reduce las tasas de embarazo no intencional y aborto inseguro.

La guía actualizada ofrece una oportunidad para que los gobiernos y organizaciones de la sociedad civil fortalezcan sus programas de educación sexual integrando contenido sobre aborto. Este contenido agregado ayudará a adolescentes a tomar decisiones informadas sobre su salud reproductiva, lo cual a su vez ayudará a los países a lograr los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) relacionados con la salud y la equidad de género.

“Ipas celebra esta guía actualizada, ya que apoya nuestro compromiso de trabajar con instituciones internacionales, nacionales y locales para abogar por la inclusión de información sobre aborto correcta, exacta y sin prejuicios en los programas de educación sexual integral” dice Cecilia Espinoza, asesora senior de Ipas en promoción y defensa (advocacy).

Desde su publicación inicial en el año 2009, la guía técnica ha proporcionado a gobiernos y organizaciones recomendaciones concretas sobre la elaboración de currículos de educación sexual basados en evidencia. Anteriormente, un solo objetivo de aprendizaje abordaba el tema del aborto y la importancia de conectar a las jóvenes con servicios seguros, pero la guía actualizada también:

  • Señala el aborto inseguro como uno de los principales problemas que afectan la salud y el bienestar de las personas jóvenes;

  • Destaca la evidencia de que omitir temas importantes como el aborto en la educación sexual disminuirá su eficacia;

  • Hace un llamado a las personas jóvenes para que reciban información sobre las leyes y políticas relativas al aborto que les afectan, los graves riesgos que el aborto inseguro presenta para la salud y la importancia de abogar por leyes y políticas que apoyen los derechos humanos;

  • Recomienda que los currículos proporcionen información científicamente correcta, exacta y completa, incluso sobre temas que a menudo son considerados delicados o estigmatizados, tales como anticoncepción, VIH/SIDA, orientación sexual, identidad de género y aborto. 

La guía actualizada insta a que los currículos “ayuden a las personas jóvenes a entender cómo pueden y deben desempeñar un papel activo en la toma de decisiones sobre servicios de atención a su salud, por ejemplo reflejando sobre la importancia del consentimiento informado, privacidad y confidencialidad; y aprendiendo sobre cómo los marcos legislativos vigentes apoyan u obstaculizan su capacidad para tomar decisiones sobre su salud”.

“Es esencial que las personas jóvenes tengan información sobre aborto, que entiendan las leyes en su contexto y que sepan cómo acceder a los servicios seguros”, dice Espinoza. “Esta guía actualizada es significativa porque destaca nueva evidencia de que el tema del aborto debe ser incluido en los currículos para que alcancen máxima eficacia, y ofrece objetivos concretos, basados en los derechos humanos, para lograr que eso sea una realidad”.

Relacionado: Ver corto video sobre un proyecto de Ipas Nepal que ofreció a mujeres que trabajaban en fábricas clases sobre salud y derechos reproductivos, que incluían información sobre aborto seguro. El informe sobre el proyecto proporciona información más a fondo sobre su ejecución.